ENTRADA 39 MARTES 15 DE DICIEMBRE

Cartelones de letras
Carteles de letras con dibujo ilustrativo para ayudar a memorizar el sonido

Mi tutor trajo hoy para Lengua un recurso nuevo para crear oraciones cortas con los alumnos/as. Al comienzo  de la sesión fui levantando carteles para que de forma espontánea hicieran las oraciones. Luego por equipos y bajo los roles determinados de portavoz, moderador, etc. crearon oraciones con la palabra del cartel que les tocase.

Normalmente suelen ser más tranquilos/as a la hora de participar en estas dinámicas por desmotivación o vergüenza pero el recurso les ha hecho querer participar y mostrar qué palabra les ha tocado. Puede ser que el factor sorpresa de los carteles les haga ver la actividad más como un juego.

Es un recurso interesante y que puede ser muy beneficioso para el alumnado con problemas  de lectura, ya que los dibujos son vistosos

Portada2
Los carteles cuentan con citas, poesías, etc. en el reverso

haciendo más fácil la asociación del sonido con la grafía que aparece en dos formatos. Así mismo se podría desarrollar aún más imaginación y el pensamiento divergente haciendo que creen microcuentos con carteles aleatorios, pueden resultar historias absurdas pero divertidas. Además, cuentan con poesías y refranes  entre otras cosas con las que trabajar la palabra.

A pesar de tener mucho potencial, no hemos dedicado mucho tiempo a él ya que a mi tutor le apremiaba más terminar el tema  del libro pues se supone que van algo atrasados. A veces aunque los docentes no sigan el libro al pie de la letra les entran los nervios por no ir al ritmo de los demás compañeros/as de profesión. Lo puedo entender y no, me explico, si el libro es una herramienta más en tus clases, entonces no tienes porque verte obligado a compararte o a seguir un ritmo determinado porque lo que no haces con él  se supone que lo estás haciendo con otros recursos. Otra asunto es que sea tu Biblia y no es el caso.

La siguiente sesión era de Educación Física y mi tutor me dejó impartirla. El tema principal era desplazamientos por lo que tras el calentamiento hicieron un “pilla-pilla” con el añadido de que tenían que lanzar un cono plano y dar a alguien para pillarlo. Quien fuera pillado/a por primera vez tenía que saltar a la pata coja, si era otra vez pillado/a se sentaba. Para salvarse debían saltar varias veces en el mismo lugar hasta que el pillador o pilladora eligiera otro objetivo.

Luego para ajustar su desplazamiento a un móvil y una distancia determinada pedí que lanzasen un cono (ya tenía todo el grupo), se desplazasen hasta él y saltasen de diversas maneras por encima para cogerlo.

Para finalizar la sesión y antes de la vuelta a la calma hicieron unos relevos con la misma mecánica pero sin saltar.

La última sesión dedicada a las Matemáticas  estuvo enfocada al cálculo mental y la secuencia numérica utilizando la tabla de la centena  y la agrupación de números. El método que utiliza mi tutor trabaja muchísimo  estas partes porque en el futuro el alumnado será capaz de sumar y restar descomponiendo por centenas, decenas y unidades sin tener problemas con la llevada  en contraposición de los algoritmos tradicionales. Es estupendo que lleguen a lograr eso e incluso como me ha contado mi profesor que algunos alumnos y alumnas han  desarrollado sus propios algoritmos basados en los vistos. Es increíble pero  me preocupa el hecho de que al cambiar de tutor se les cambia a veces de algoritmo para lo que a muchos/as les causa cierto trauma porque saben sumar pero no como se lo piden.

Estas cosas de las escuelas las veo un poco incoherentes. Es obvio que cada docente tiene su propio estilo de enseñanza pero el hacer cambios tan drásticos de un curso  para otro lo veo  excesivo en algo tan básico como es sumar y restar. En algunas clases como la de ayer donde me pidieron hacer un taller si se notaba que habían hecho una mezcla un tanto rara entre las regletas y el algoritmo tradicional. Por lo menos con eso son capaces de entender ambas formas sin problemas.

También es cierto lo que dice mi tutor de que todo lo que llevan ya aprendido se queda ahí como base y ayuda aunque les cambies de algoritmo. Por supuesto gran parte del alumnado acaba adaptándose pero más de un discente  empieza con problemas y agobios.

En definitiva no digo que el método sea el mejor pero si lo encuentro muy efectivo y no es que sugiera que se mantuviese durante la etapa en Primaria (que sería optimo) sino que la transición a otros algoritmos no fuese tan radical en algunos casos.

 

Anuncios

2 comentarios en “ENTRADA 39 MARTES 15 DE DICIEMBRE

  1. “[…] si el libro es una herramienta más en tus clases, entonces no tienes porque verte obligado a compararte o a seguir un ritmo determinado porque lo que no haces con él se supone que lo estás haciendo con otros recursos.”

    Comparto tu opinión, en mi clase pasó lo mismo a final de trimestre con el libro de matemáticas. Creo que deberíamos dar en algunas ocasiones más prioridad a otras herramientas.

    Le gusta a 1 persona

    1. Además, en palabras de mi tutor “el libro este año mete mucha caña y tiene mucho contenido”. Entonces con más razón habría que dejar de agobiarse por no completar el porcentaje que sea para no cargar tu conciencia, si es que lo que te apremia es completar el libro.

      Me gusta

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s